Gimnasia en educación infantil -> Ejercicios infantiles

Ejercicios infantiles
Ejercicios infantiles al aire libre

El juego al aire libre

Un niño que juega al aire libre está usando sus sentidos siempre. Debido a su curiosidad, los niños están constantemente descubriendo nuevas cosas al aire libre. Ellos pueden plantar sus propias semillas y crear sus propias sombras. Ellos pueden mezclar arena y producir lodo.

Las posibilidades del juego al aire libre son ilimitadas. Ellos pueden descubrir qué vive en una planta y qué insectos pueden extraer de la tierra. El juego al aire libre es importante también porque ellos también pueden aprender sobre las diferentes estaciones que tenemos – verano, invierno, otoño y primavera.

El juego al aire libre también les enseña destrezas sociales porque los motiva a compartir por sí solos. Cuando estén al aire libre, los niños se involucrarán mayormente en juegos físicos. A los niños les gusta trepar, correr, deslizarse, y columpiarse. Si es un área pequeña, los niños pueden cavar, esconderse, o jugar a la pega. Aunque sea un área sin árboles, ellos encontrarán algo que hacer. Quizá coleccionen rocas o hagan un juego dramático.

Socialmente, el juego al aire libre motiva a los niños a desarrollar sus destrezas de liderazgo y les permite seguir su propio ritmo. Usualmente los niños crean sus propios juegos y reglas. Los niños se involucrarán más en juegos físicos y sociales al aire libre que en un establecimiento estructurado bajo techo. Recuerde que un ambiente al aire libre bueno y seguro debería estar siempre cercado si usted tiene varios niños a su cargo. Si es el jardín de alguien, debería haber un adulto por cada dos o tres niños. El jardín debería tener sombra, y debería ser supervisado constantemente.

Los niños deberían tener tanto espacio abierto como sea posible. No estructure las actividades al aire libre – de esa manera se les permite a los niños a que usen su imaginación para jugar. También deberían tener acceso a agua. Pueden aprender a cuidar de plantas al regarlas y observarlas crecer. Los niños también pueden aprender sobre insectos que viven en las plantas y sobre por qué viven ahí y sobre qué comen los insectos.

El aire libre también puede ser una manera efectiva de fomentar el juego dramático. Cuando los niños están afuera, se resume a ellos y el mundo que los rodea. El juego al aire libre debería ser simple. Use lo que está afuera – no les dé objetos que vienen de adentro. El juego dramático está en todas partes – los niños no necesitan artículos que los disfracen o los convierta en algo diferente. Ellos pueden usar su imaginación, lo cual se convierte en otra experiencia de aprendizaje.
Fuente:ejerciciosgimnasia.com